Karma

Share

“La Vida es un viaje.
La muerte es un retorno a la tierra.
El universo es como una hospedería.
Los años que pasan son como el polvo.”

-Enseñanza Budista-

Hace unos días alguien me preguntó en mi Facebook ;)
que si yo creía en el karma. ¿Cómo ves?
Cuestión espinosa pues nos lleva de inmediato a la idea de la reencarnación,
y en esto hay muchas miradas.

Por eso, yo sólo me moveré en lo que puede aplicarse a esta vida concreta,
la que tú tienes en este momento,
y dejaré el tema de las vidas pasadas en el corazón de quien así lo crea.

El significado literal de la palabra karma es TRABAJO.
¿Te das cuenta? A esta vida veniste a trabajar en ti.
¿Cuál es tu trabajo personal en este momento?

El karma es un sencillo, -pero poderoso-, principio de causalidad:
Si siembras trigo, cosecharás trigo.
Si siembras piedras, recogerás piedras.

Hay algo que puedes comprobar empíricamente:
Toda causa tiene sus efectos.
Lo que hoy te ocurre es el resultado de tu ayer.

En realidad todo lo que haces trae consecuencias,
deseadas y no deseadas.
Las consecuencias no deseadas de nuestros actos,
son deseadas incoscientemente.
¿Te das cuenta de esto?

Lo que haces es importante,
pero lo que DEJAS DE HACER es aplastante.
¿Qué estás dejando de hacer?

El Karma es una pelota que arrojas contra la pared, siempre rebota,
la intensidad del golpe o el lugar donde impacte,
tienen que ver con tu acción concreta que genera el regreso;
tal vez una mejor imagen para expresarlo sea la del bumerang.

No hay karma “bueno” o karma “malo”.
El juicio de valor se lo agregas tú.

Como las burbujas que se forman en el fondo de una tetera con agua hirviendo,
así las almas se abren camino a través del agua
hasta que se liberan en la atmósfera de la iluminación.

La obvia conclusión es que tú eres por entero responsable de tu vida presente
y tendrás exactamente el futuro que te estás labrando.
¿Qué esperas para DECIDIR TÚ las semillas de tu tierra?

Quiero compartirte una experiencia fundamental:
Tus actividades diarias son un medio de vida,
NO EL OBJETIVO DE LA VIDA.

¿Quieres alcanzar la grandeza invariablemente?
Entrégate con pasión a una sola cosa…
¿Cuál es tu pasión?

Dicho de otro modo: Tú eres como el agua de una tetera
donde lo frío o caliente dependerá del fuego que le pongas.
Entonces, ¿Cuál es el fuego que alimenta tu vida?

¿QUIERES ALCANZAR TUS METAS?

Sigue el ejemplo de un buey que atraviesa el campo llevando su carga.
Está cansado, pero su vista fija, mirando hacia adelante,
no cederá hasta que termine el recorrido y sólo entonces descansará.

Si lo resumiera de algún modo,
sería con el siguiente video: Haz clic en KARMA :D
¡Te mando un abrazo!