El amuleto

Share

“Una de tantas noches en el desierto, los reyes magos acampaban alrededor de una fogata mientras bebían un espumoso y aromático chocolate caliente… ¿Cuál creen ustedes que sea el amuleto más poderoso para la buena fortuna en el año nuevo?,-preguntó Melchor a sus colegas para abrir una interesante velada.

Ah! ¡El de las 12 velas blancas bañadas en agua es muuy bueno! –dijo Gaspar muy convencido.

Yo prefiero el ritual de las maletas en la puerta y el calzoncillo rojo para el amor y otro amarillo para el dinero, -fue la contundente respuesta de Baltasar.

¡No lo creo! ¡Es poco efectivo! Es muchísimo mejor poner 13 monedas doradas en una bolsa roja durante la cena, -sentenció un cuarto mago. :)

Y así, los sabios de Oriente discutieron con pasión durante horas sin llegar a un consenso sobre el mejor amuleto para la buena fortuna.

Agotados, los reyes magos dejaron de hablar y los envolvió un profundo silencio; y mientras miraban absortos las llamas del fuego, ocurrió una epifanía,:) y fue entonces, cuando al unísono todos exclamaron: ¡El mejor amuleto eres tú mismo…!”

El poder de un amuleto no está en un objeto, sino en la persona que lo usa.

Un ritual es la manifestación externa de un cambio interior del que decide hacerlo.

El mejor amuleto eres tú mismo(a), porque tú eres la fuente de su poder.

Haz un sencillo ejercicio para comprobarlo: Escombra tu recámara, tu clóset, escritorio o cajuela del auto. Lo que tú quieras. Al final, notarás una sensación de bienestar y energía positiva que te recorren y verás que si tú cambias, la realidad cambia. Aquí lo difícil es empezar a trabajar… ya encarrilado(a) lo demás se te dará por añadidura.

Jesús Piña
Investment For Life
INICIO :D

PD: ¡Como sucede cada año, me volvió a salir el muñequito en la rosca de reyes! Así que a preparar los tamales para el dos de febrero, que yo olímpicamente compraré. Por cierto, según leí la tradición del muñequito en la rosca sólo sucede en México. (Dale clic a la palabra epifanía :) para que te enteres).